viernes, 26 de junio de 2015

Gone girl

Director: David Fincher
País: EE.UU
Año: 2014
Con: Ben Affleck, Rosamund Pike, Neil Patrick Harris

Cuando usted le pregunta a alguien que la haya visto cuál es su opinión de la película, lo más probable es que el primer comentario que obtenga no sea "es muy buena" sino, "qué personaje tan enfermo por Dios!" (reemplace por Dios por una groseria si desea). Dejo personaje para no dañarla por si alguien no la ha visto, pero es cierto. Después de verla uno queda con una sensación de 'qué miedo la gente así de loca'. Por supuesto, lo que produce verdadero miedo no es que la gente loca sea solo loca, sino que tenga un nivel de lucidez tan elevado que sea capaz de llevar a cabo sus demencias de la manera más inteligente posible. Es decir, un psicópata. Existe gente así? muy seguramente.
Es dificil hacrle sinopsis sin contar mucho, pero dejemosla en el plotline; Nick Dunne es un tipo que vive en un pueblito en USA, encantadorcito y medio pendejo al que un buen día se le desaparece la esposa. No le vemos cara de matón al principio, pero empiezan a aparecer una serie de pruebas, que empiezan a crear la duda... o muchas dudas.
Aunque no soy fan de Fincher hay que admitir que el tipo sabe hacer suspenso. Bueno, como esto es una adaptación de un libro que no he leído vamos a decir que si bien el mérito de la trama no es de Fincher, lo es el de dar una buena adaptación, que lleve al espectador a la posición que mencioné arriba, a observar unos muy buenos personajes desenvolverse en una trama bien organizada que lo va llevando a uno a dudar de todo, como debe ser el buen suspenso. Mi único pero es que hacia el final es un poquito larga, pero si le gusta el género, vale la pena.


martes, 16 de junio de 2015

Whiplash

Director: Damien Chazelle
Año: 2014
País: EE.UU
Con: Miles Teller, J.K. Simmons

Si usted quiere que lo mantengan al borde de su asiento durante toda una película, casi al borde de una úlcera, tiene que ver esta película (aunque fue tanto el alboroto que debe ser poco el público cinéfilo que no la haya visto). Esto es lo que logra esta pelí, llevar al espectador a un nivel de tensión impresionante y sostenerlo a través del montaje, el sonido y unos personajes espectaculares y viscerales.
Andrew Neiman es un muchacho que toca la batería y se inscribe en la academia Shaffer en Nueva York, una de las mejores del país, para volverse, aja, uno de los mejores bateristas de jazz do mundo. En la academia se topa con este tipo, el profesor Fletcher, interpretado por J.K. Simmons, que es un maldito loco. Sí, no hay otra forma de describirlo. El caso es que este tipo empieza a volver loco a Andrew, a exigirle tanto que el mismo Andrew se obsesiona y bueno, la vaina llega a un punto muy extremo. 
Después de verla uno se da cuenta por qué hay tanto genio que no llega a viejo. No hay nadie que pueda aguantar un nivel de exigencia como ese, una búsqueda obsesiva de perfección a cualquier costo. Y lo peor, es que Fletcher es exactamente como suena la voz perfeccionista en la cabeza de algunos, una voz incansable que nunca acepta nada menos que lo mejor.

lunes, 15 de junio de 2015

Rocks in my pockets

Dirección: Signe Baumane
País: EE.UU, Letonia
Año: 2014


Vi esta película en el pasado Festival de Cine Europeo (Eurocine) que hacen anualmente acá en Colombia. Me llamó mucho la atención por el trailer y por eso lo pongo de primeras. Es dificil de definir porque no es una película de ficción y tampoco es un documental. Es un proyecto, podría decirse experimental, a cargo de la artista Signe Baumane, quien descarga en esta animación su historia personal contándonos el caso de cuatro mujeres de su familia, y ella, que han sufrido enfermedades mentales en épocas y lugares (Letonia en el caso de su familia) en los que ese tema o no se trataba o se solucionaba únicamente con drogas psiquiátricas. 
La animación es estupenda, pero lo que más me gusta es cómo la autora contó una historia personal, sin ser sentimental (a veces incluso es muy graciosa) y logrando provocar que el espectador se cuestione cómo debe sentir que la cabeza de alguien se vuelva de repente y sin mayores explicaciones, su propio enemigo. No nos mete psiquiatras o teoría médica, nos mete en su historia , en su cabeza, cómo ella la siente. 
No sé qué tan fácil sea conseguirla, pero la recomiendo bastante. 

Ex machina

Primera vez que voy a escribir de una película que realmente no me convenció. La vi porque vi algunos comentarios positivos, pero la verdad no valió la pena. La trama es entretenida pero predecible y con muchos huecos que la hacen floja. Caleb es un programador de 26 años que es invitado a la casa/centro de investigaciones del dueño de la compañía en la que trabaja 'Blue book', el motor de búsqueda más popular (todos pensamos en Google, sí). El tipo llega allí y debe pasar una semana haciendo un test para probar si el robot de inteligencia artificial que ha elaborado Nathan (el jefe), tiene consciencia. Este plot line daba para mucho más y no, se queda en unos personajes planos y unas conversaciones super flojas. El tipo conversa con la chica IA sobre su color favorito y los dibujos que ella hace. Lo único que sabemos del muchacho es que es inteligente para programar pero al parecer tan ingenuo que se enamora de una de la IA solo viéndola unos minutos cada día y conversando sobre estas banalidades. Nathan, el CEO es igual de plano, es un bully que maltrata a sus sirvientas y que a pesar de su inteligencia es tan menso que no programa a sus robots para que no le hagan daño o no elabora una forma de 'apagarlos' en caso de que estos intenten algo que no deben hacer. Además es predecible porque desde el minuto uno ya sabemos que esto va a caer en el cliché de la IA artificial nos va a superar y va a acabar con todos. Em... Kubrick ya lo hizo por ahí, qué tal si le damos otro ángulo, qué tal si le damos otra perspectiva o elaboramos en la complejidad de la relación que podría hipotéticamente darse entre un ser humano y una IA, como en Her. Pero no. Nos quedamos ahí y es flojo.
Puntos porque es visualmente bonita y sencilla y el IA tiene buenos efectos, pero la verdad no entiendo por qué tiene una calificación tan alta en el imdb, cuando tiene tan malos comentarios en el mismo sitio. 

sábado, 13 de junio de 2015

Labor Day

Título en español: Una vida en tres días
Dirección: Jason Reitman
País: EE.UU
Año: 2014
Con: Kate Winslet, Josh Brolin





Esta película me hizo sufrir mucho. Es decir, me atrapó tanto que hacia al final no hacía sino gritar de angustia como las señoras que se apasionan con las telenovelas. Es una trama sencilla, con unas actuaciones magistrales por parte de Kate Winslet y Josh Brolin y el niño... que no es conocido pero lo hace muy bien. Y por magistrales quiero decir que esta gente logra ser compleja, real y llevarlo a uno a la compasión, como deben ser las buenas actuaciones. 

Adele es una madre soltera traumatizada de salir a la calle por cosas que la peli les explicará, y que se refugia en Henry, su hijo, hasta que un día se topan con Frank, un ex convicto que resulta no ser tan malo (ajá, el recurso de 'el malo realmente no lo es porque tiene corazón') y la vida les cambia en tres cochinos días. No les suena mucho a los Puentes de Madison? pues a mí todavía me parece que sí, aunque esta no se trata solamente de la frustración amorosa de la ama de casa, sino del hijo que ha terminado por absorber esa frustración y no sabe cómo comportarse. 

Además, tiene un plus que me llamó mucho la atención: la historia de Frank se nos cuenta sin dialogos, en unos planos esparcidos a lo largo del largometraje en momentos aleatorios, que poco a poco el espectador reconstruye y comprende completamente. Un truco un poco 'arriesgado' para Hollywood, pero que funciona y que le da un toque a este drama que afortunadamente no resulta salpicado de cursilería extrema y que nos presenta a un trío de personajes como ya dije, complejos, reales, humanos... 
ps: Amo a Kate Winslet. 

La increíble vida de Walter Mitty

Título original: The secret life of Walter Mitty
Dirección: Ben Stiller
País: EE.UU
Año: 2013
Con: Ben Stiller, Kristen Wiig, Sean Penn


Voy a decir la verdad: cuando salió esta película en Colombia pensé 'bah, otra película con Ben Stiller'. No que el tipo me caiga mal, pero uno ya sabe más o menos a qué van sus comedias, al tipo de chistes que uno ve arrunchado en la cama un domingo por la tarde sin mayores expectativas. Bueno, debo decir que ahora que la están pasando por televisión, terminé viéndola con una impresión mucho más alta de esa expectativa. De hecho, ni siquiera es tan graciosa. 
Walter Mitty es un tipo que trabaja en fotografía en la revista Life, es aburrido y tímido. Van a cerrar la revista porque la van a volver digital y él resulta metido en una chocoaventura para buscar la foto de la última edición impresa de la revista. El tema es que Mitty tiene una gran imaginación y en su cabeza se vuelve más valiente de lo que es en realidad. Pero la chocoaventura tiene la facultad de transformarlo, (viaje del héroe, normal) y llevarlo a darse cuenta de la gran verdad de la vida: no tienes para siempre, así que salta. 
Hasta ahí sonaría cursi, y hasta jarto el personaje provocando una autocompasión tonta porque es un pobre bobo blah blah. Pero de hecho, lo que me gustó fue precisamente que este no era el caso. Es decir, sí, el tipo no es gran cosa, porque de hecho, es una persona COMÚN Y CORRIENTE. A la que le sudan las manos cuando tiene que enfrentarsele a alguien o cuando quiere decirle a alguien que le gusta, o sea, como la mayoría de la gente. Y las peripecias tampoco son al estilo de una película de acción o algo así. Es decir, no es Walter Mitty se convierte en The Rock y tiene que salvar el mundo. Sino que termina en lugares exóticos que nunca salen en las películas y... bueno para no contarla dejemosla en que es mucho más introspectiva. Además, sin ser realmente cursi tiene un buen mensaje: si quieres algo interesante en tu vida, hazlo o búscalo. 
Por último, la película está basada en un cuento del estadounidense James Thurber, que no he tenido el placer de leer, pero que según entiendo es muy diferente en su trama a la película. Hago la aclaración porque obviamente esa fue una crítica que le hicieron a la peli, pero aja, es una adaptación y como puede observarse, la recomiendo.

sábado, 3 de mayo de 2014

Dummy Jim



Poesía visual. Tal vez esa es la mejor descripción de la película que se me ocurre en el momento. Y no lo digo como un intento de zafarme de decir algo específico sobre ella y deformar la crítica en una ambiguedad aparentemente comprensible. Hay escritores que creen que el cine no tiene forma alguna de producir el nivel de sensibilidad frente a la realidad que puede producir la literatura. Pienso que deberían ver una película como esta y preguntarse si siguen creyendo lo mismo. Bueno, tampoco es una experiencia visual religiosa o de tipo transformador. Lo que realmente me gustó fue la sutileza de sus planos, la plasticidad de sus metáforas (como desenfocar la imagen cuando el personaje dice sentirse enfermo), la forma de involucrar la música hasta llevarla a puntos chocantes, solo para meter al espectador en la pesadilla del personaje. 
No es un documental, no es una ficción. Es una recreación basada en el libro de James Duthie "I cycled into the artic circle". Sobre un escocés sordomudo que decidió ir en bicicleta desde su país hasta Marruecos, pero que cambió el rumbo y terminó en el Artico. Con el solo storyline uno se engancha en la historia, pero con el uso de recursos como la animación, el collage, la inclusión de planos aparentemente inconexos uno llega a apreciar la sencillez de la construcción, maravillosamente acompañada además, de pocos pero inclusives textos como este "Proverbio holandés: Dios hizo el mar. Pero nosotros hacemos la orilla."
Creo que es muy fácil hacer un cine experimental incoherente y repleto de simbolismos incomprensibles. El mérito es hacer cosas como estas, que sin decir mucho, digan lo suficiente.